Mundo

27
Mar
2015


Mediante un comunicado, el Ejército libanés informó que coparon un área militar en la zona fronteriza donde fueron tomadas las posiciones usadas por mercenarios para entrar al Líbano y realizar ataques contra pueblos cercanos. El Ejército libanés informó en un comunicado que en la madrugada de este viernes se apoderó de posiciones usadas por grupos extremistas para infiltrarse al Líbano en la frontera con Siria. “Las unidades del Ejército llevaron a cabo en la madrugada de hoy, una operación militar rápida en el área desolada de Arsal, y lograron tomar completo control sobre algunos de los sitios utilizados por organizaciones terroristas para infiltrarse y atacar puestos del ejército”, señaló el comunicado. El texto indicó que se estableció una presencia militar en la zona y vinculó la posición a otros puestos del ejército estacionados a lo largo de la frontera oriental. Esta acción forma parte de una campaña militar para asegurar puestos del Ejército y proteger a pueblos libaneses que se encuentran cerca de la frontera oriental, aseguró el texto. Este jueves, además, el Ejército libanés se enfrentó a siete hombres que intentaban entrar al país a través de Siria, cerca del cruce fronterizo de Masnaa en el área de Soweiri. Uno de los infiltrados murió y otros dos resultaron heridos. Los cuatro restantes huyeron.
TeleSur