Cultura

27
May
2010

Centenarios cubanos no fuman ni beben desde hace décadas

En Cuba viven ya más de 1.500 ancianos mayores de cien años. Y aunque expertos de la isla insisten en que no hay una receta maestra para alcanzar dichas edades, los centenarios cubanos comparten algunas características vitales: se mantienen activos pero relajados y con buen estado de ánimo, evitan el tabaco y el alcohol y no abusan de los medicamentos.

Una decena de estos ancianos de más de un siglo de vida compartieron hoy sus experiencias en un hotel de La Habana. Entre ellos se encuentra Rosa María, quien cumplió 103 años el pasado sábado y se mueve sin ayuda de bastón o apoyo de ningún tipo.

“A los jóvenes de hoy les diría que tengan un poco de calma, que llevan una vida muy agitada”, es su principal consejo para una larga vida. También recomienda una dieta saludable, pero no da ninguna pista concreta acerca de qué comer. “Hoy por hoy, ya no hay los alimentos con los que yo me crié”, explica.

Por su parte, Iluminada Ceveño está a punto de cumplir 101 años y pone la cafetera todos los días al despertarse a las 6:00 de la mañana. Tiene ya 20 nietos, 24 bisnietos y diez tataranietos y asegura que, además de jugar a las cartas y al dominó, lo que más le gusta es atender la casa en la que vive con una de sus hijas.

“Para cocinar, el arroz es mi plato preferido. La hija trabaja y cuando viene le echo el arroz”, afirma Iluminada, quien trabajó como comadrona y en cuya familia también hay otros ancianos que rondan el siglo. “Cada uno es diferente, pero todos toman café y comen mucho. Eso sí, ninguno come chatarra. Todos se comen su carne con su verdura”, afirma una de sus bisnietas.

La familia de Francisco Triana también es muy longeva. A sus cien años, este descendiente de españoles es el mayor de nueve hermanos. Según cuenta, el más joven tiene 87 años, pero otros han alcanzado los 98 y 99. También una de las hermanas de Luisa Velaz, una ex maestra de escuela a quien le gusta maquillarse y ponerse tacones altos todos los días, llegó al igual que ella a los 101 años.

La doctora Josefa González Pino, autora de un estudio sobre los centenarios, estima que la genética sólo es en un 35 por ciento responsable de una longevidad avanzada, y que el resto viene dado por el estilo de vida.

“Efectivamente, el que tenga un centenario en su familia tiene alta probabilidad de ser una persona longeva y tener una supervivencia excepcional. Pero el que no lo tenga, si lleva un estilo de vida saludable -nunca es tarde para empezar a tenerlo- sencillamente también puede alcanzar una edad longeva”, explica.

Un punto en común entre los centenarios presentes en el encuentro es que ninguno bebe ni fuma desde hace décadas. “Yo trabajé desde niño en una cervecería, pero nunca tomé alcohol. Tomaba sólo refresco de malta”, afirma por ejemplo Triana.

Según la doctora González Pino, los centenarios rechazan también la automedicación. “Son muy disciplinados. Ellos saben que es necesario que tomen lo que tienen indicado, pero no tienen tendencia a tomar medicamentos de más”, asegura, considerando que la forma de afrontar la vida es crucial también para alcanzar edades avanzadas.

“Se mantienen muy relajados. No quiere decir que no vivan tensiones, pero saben procesarlas”, afirma. “Han tenido que vivir momentos bien traumáticos, como pérdidas de seres queridos bien cercanos, incluso de hijos, y son capaces de decir ‘esto es parte de la vida y hay que seguir adelante’”.

El doctor Eugenio Selman, ex jefe del equipo médico del líder revolucionario Fidel Castro, afirmó que en 2008 se contabilizaron en Cuba 1.488 centenarios, pero que ya hay 1.541. “Cada día tenemos más centenarios. Esto es por la atención que hace nuestro Estado, nuestro gobierno, de la persona”, afirma Selman, quien organiza un seminario internacional sobre longevidad satisfactoria que sesiona estos días en la capital cubana.

Según el médico, la mujer más anciana de la isla es Juana Candelaria Rodríguez, de 125 años, conocida como “Candulia” y quien se mantiene todavía activa y lúcida. Las autoridades cubanas desean que figure como la mujer más anciana del mundo, un récord al que se podrá postular en vista de que se han encontrado los documentos que avalan su fecha de nacimiento, el 2 de febrero de 1885.

Identificación de Juana Candelaria Rodríguez

Selman consideró no obstante que el propio ex presidente Fidel  Castro, quien cumplirá 84 años el próximo agosto, es un buen ejemplo de longevidad satisfactoria. “Ahí está. ¿Ustedes no leen lo que él escribe?”, dijo a periodistas, en referencia a los artículos de opinión que publica frecuentemente en la prensa cubana.

Juana Candelaria Rodríguez

Fuente: El País
 

Hacer un comentario.



Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Patriagrande no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Comentarios