Cultura

24
May
2010

Filmación de telenovela

El programa es filmado en los campos de refugiados de Haití, donde viven miles de personas afectadas por el sismo que azotó la isla a principios de este año

El agua turbia aumenta bajo la carpa y forma charcos alrededor de las luces del estudio de filmación. Los actores sentados en una falsa mesa de cocina levantan los pies para evitar mojarse.

Las cosas, sin embargo, se volvieron demasiado realistas. Después de una hora de cada vez más agua y varios apagones, la filmación fue interrumpida durante el día.

Ese es uno de los peligros de filmar episodios en uno de los campos de desplazados más proclives a sufrir inundaciones a las afueras de Puerto Príncipe. A pesar de eso, el director haitiano-estadounidense Jacques Roc dice que es la única forma de asegurar que el mensaje de la serie de televisión resonará entre las miles de personas para las cuales las inundaciones y la inseguridad forman parte de la vida diaria.

“Ocurren muchas cosas en los campos de desplazados ahora, y cuando uno se queda en uno de ellos uno aprende mucho sobre él”, dijo Roc. “Ellos se han de ajustar a este tipo de comportamiento y eso es lo que uno intenta mostrar a la gente”.

“Bajo el cielo” relata la historia de una familia de cinco que, al igual que el 1,5 millón de personas que perdieron su casa, huyó a campos para gente desplazada que hoy en día forman parte del paisaje de la capital haitiana.

Combinando comedia, drama y mensajes educativos, la serie muestra a actores conocidos en el país, como Junior Metellus, de 35 años, quien ya ha participado en otros proyectos de Roc. Metellus interpreta el papel de Akim, el yerno del patriarca Jean-Jo.

Los guionistas desarrollan la historia a medida que filman, así que ni el apellido de Jean-Jo ni detalles sobre su vida antes del terremoto han sido revelados aún, dijo Roc.

El principal objetivo de los creadores de la serie era establecer un ambiente de clase media para la familia — con la ropa apropiada, los libros y los muebles — para demostrar como el desastre del 12 de enero afectó a todas las capas de la sociedad.

La telenovela se muestra en pantallas gigantes al aire libre en más de una docena de campos para desplazados.

Cada episodio de 15 minutos se enfoca en un tema determinado por cascos azules de la ONU, quienes tuvieron la idea de crear una telenovela y la filman bajo un coste de 6.000 dólares por episodio. La telenovela se muestra en pantallas gigantes al aire libre en más de una docena de campos para desplazados.

También puede verse en seis cadenas de televisión haitianas.

Fuente: Reporte 360
 

Hacer un comentario.



Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Patriagrande no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Comentarios