Mundo

23
Feb
2015

Las llamadas “mareas ciudadanas”, que representan a los colectivos más castigados por la crisis y los recortes públicos, salieron ayer de nuevo a las calles para reivindicar sus derechos y atacar tanto al Gobierno español, del conservador Mariano Rajoy, como a las directrices económicas impuestas por la Troika europea, reseñó el diario La Jornada.
A la marcha celebrada en Madrid acudieron miles de personas, desde los médicos y enfermeros de la sanidad pública hasta los profesores, los trabajadores de Coca Cola, de la televisión pública madrileña y representantes de la industria cultural, indignada por el incremento del IVA a 21% .
La manifestación de hoy era para reunir de nuevo a todas las “mareas ciudadanas”, que han surgido desde 2009 y ante los agravios sistemáticos de las administraciones contra estos colectivos.
De hecho, durante las manifestaciones se crearon varias columnas en las que estaban todos los grupos. Al margen de las reivindicaciones particulares, todos reclamaron la derogación de la reforma laboral –que abarata el despido y resta capacidad de negociación al trabajador–, la derogación de la llamada “Ley Mordaza”, con la que el Gobierno pretende acallar las protestas ciudadanas estableciendo faltas administrativas con multas millonarias, entre las que destacan la convocatoria de protestas o manifestaciones frente a las instituciones del Estado o grabar y difundir imágenes de policías mientras reprimen una manifestación.
En el comunicado, leído al final de la marcha, se advirtió que “es la tercera vez que nos movilizamos en una fecha tan significativa y nos adelantamos al debate sobre el estado de la nación, porque consideramos que el verdadero debate está aquí, en las calles, para la defensa de nuestras libertades, derechos y servicios públicos, en contra del golpe de Estado político y económico”. Y enumeraron los agravios y el estado del país después de siete años de crisis y con una tasa de desempleo de más de 24% de la población activa.
Entre los problemas más denunciados destacaron la situación de la sanidad pública, en la que los recortes son cada día “más lesivos” y que “comprobamos cada día con los grandes colapsos en las urgencias con cifras escandalosas”; también se insistió en la derogación de la actual legislación que permite el desahucio masivo de familias por el impago del crédito hipotecario; la derogación de la nueva ley educativa, que se aprobó con la mayoría absoluta del PP y con todo el sector educativo en contra; así como se denunciaron los despidos masivos en Telemadrid, Coca Cola, Madrid Río y en TVE.
Ciudad Caracas

 

Hacer un comentario.



Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Patriagrande no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Comentarios