Mundo

10
Ago
2015

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, instó al pueblo a rechazar el paro convocado por la oposición para el próximo jueves.

“Hay gente que nos quiere regresar al pasado con sus levantamientos, marchas, paros. Eso no lo va a detener el Gobierno, eso lo van a detener ustedes, ciudadanos”, afirmó el sábado el mandatario ecuatoriano durante su programa semanal, trasmitido por radio y TV.

Las manifestaciones previstas se consideran una “gran prueba” para Ecuador ante el llamado de los opositores a paralizar todo el país en rechazo a las políticas y estilo de la Administración, explicó el presidente al tiempo que llamó a los ecuatorianos a repudiar la huelga “en paz pero con firmeza”.

El jefe de Estado calificó de “legítimas” las manifestaciones en democracia, mientras tildó de “ilegitimas” las movilizaciones en función de mentiras.

“Es recontra ilegítimo e ilegal parar actividades, atentar contra el derecho de los demás, impedir que la gente se movilice, dañar propiedad pública, cerrar carreteras”, sostuvo.

En este mismo contexto, distintas organizaciones sociales, campesinas y de profesionales ecuatorianas convocaron el jueves una marcha de apoyo al presidente Correa, para el próximo 12 de agosto, un día antes de la huelga de la oposición.

El sábado, algunos movimientos indígenas ecuatorianos afirmaron que no participarán en el denominado paro y enfatizaron que, por el contrario, se preparan para defender el Gobierno de Rafael Correa.

Previamente, la Red de Organizaciones Campesinas de Ecuador informó que se unirán al acto, porque esta iniciativa desestabilizadora sólo busca paralizar las actividades agropecuarias en este país.

Lo mismo opinan, diferentes grupos y entidades que han expresado su solidaridad con el Diálogo por la Equidad y la Justicia Social, una iniciativa del mandatario, con el fin de evitar más violencia el país.

Desde hace dos meses, el Ejecutivo ecuatoriano se enfrenta un movimiento irregular de protesta después de presentar ante la Asamblea Nacional el proyecto, denominado la Ley de Herencias, iniciativa que ayudará a combatir los niveles de pobreza extrema.

El retiro temporal de las mencionadas normativas, el pasado 15 de junio, se considera otra medida de Correa para acabar con la inestabilidad impulsada por los sectores de ultraderecha que, para el mandatario, buscan imponer un golpe de Estado encubierto bajo el pretexto de oponerse a la ley de Redistribución de la Riqueza.

Hispantv

 

Hacer un comentario.



Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Patriagrande no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Comentarios