Mundo

23
Ene
2015

Felipe Rodríguez, “El Cepillo”, señalado entre los principales sicarios que participaron en la desaparición de 43 normalistas, fue enviado al Penal de Máxima Seguridad del Altiplano, Estado de México, informan hoy medios de prensa.

El Juzgado Tercero de Distrito de Procesos Penales Federales con residencia en Matamoros, Tamaulipas, dicto la orden de aprehensión en su contra por su probable responsabilidad en el delito de secuestro, notificó la Procuraduría General de la República (PGR).

Un grupo integrado por elementos de la Policía Federal, del Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) y de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena) detuvieron el 15 de enero pasado a “El Cepillo”, del grupo criminal Guerreros Unidos, en el municipio de Jiutepec, Morelos.

De inmediato fue puesto a disposición de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (Seido), donde detalló cómo presuntamente orquestó la ejecución e incineración de los jóvenes 26 y 27 de septiembre pasado, según la PGR.

Dos días después de su captura, la PGR obtuvo la orden de aprehensión correspondiente para consignarlo y ahora el juez de la causa determinará si los elementos aportados son suficientes para procesarlo penalmente por los hechos violentos en el municipio guerrerense de Iguala hace casi cuatro meses.

Durante esos hechos, policías locales entregaron a sicarios de Guerreros Unidos a los 43 normalistas de Ayotzinapa, que según detenidos confesos, se encargaron de matarlos, quemarlos, triturar los restos y arrojarlos al río San Juan y a un basurero de Cocula, colindante con Iguala.

Prensa Latina

 

Hacer un comentario.



Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Patriagrande no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Comentarios