Opinión

Autor: Héctor Rodríguez

12:57 pm
10
May
2016

Hoy Venezuela vive una emergencia económica, sin duda la mayor dificultad desde el inicio de la revolución bolivariana, esta se hace más complicada cuando una parte de la vida política del país ve la emergencia como una oportunidad para sacar provecho y tomar el poder político.

La mayoría de los venezolanos no tenemos otra opción que superar esta dificultad, hacer como siempre han hecho nuestros abuelos, crecernos y estar a la altura de las circunstancias, nos toca cruzar los Andes en alpargatas y para eso tenemos dos frentes que atender; el primero defender y levantar los precios del petróleo y el segundo aprovechar el potencial que tenemos para hacer una nueva economía, una economía productiva.

Esta emergencia, siendo la principal dificultad que afrontamos y la más compleja en tiempos de revolución, es un reto que solo podremos resolver estructuralmente si transformamos integralmente nuestra economía, debemos construir una economía nueva, aprovechando todos los potenciales productivos con los que contamos, generando un nuevo patrón de consumo que lo determinen nuestras necesidades para vivir con dignidad y nuestra producción y una nueva dinámica logística que se desarrolle en función de una mirada estratégica de desarrollo y no en función de los intereses externos.

Para superar esta dificultad nadie puede dudar del potencial con el que contamos como país, la misma agenda bolivariana de los motores económicos es un repaso de todas las oportunidades que tenemos como nación, construir una economía productiva con tierras cultivables, ríos, recursos naturales, espacios históricos y naturales para el turismo y la logística industrial con la que contamos es sin duda una fortaleza que debemos aprovechar al máximo.

Pero el principal potencial que tiene Venezuela para construir una nueva economía es su juventud, nuestro país es joven, su edad promedio es de 29 años, 75% de su población tiene menos de 45 años y es la generación más formada académicamente en 200 años de historia republicana, hoy estamos atravesando un bono generacional, esto significa que la mayor parte de la población es económicamente activa, el grueso de la población está en edad de trabajar y producir suficiente para que toda la población viva con dignidad. Esto sin duda es una gran oportunidad pero también un gran reto para la juventud.

ultimasnoticias

 

Hacer un comentario.



Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Patriagrande no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Comentarios